Devenir, eternidad…

Transcurrimos en el devenir del tiempo, siendo tan solo una circunstancia más ¿A quién le importamos?


Pasamos por esta vida, en las más de las veces, como mera quimera que aún con propósitos y planes, ni siquiera llegamos a ser anécdota.


Estamos aquí, sin saber porqué llegamos y buscamos ser alguien, hacer algo para a fin de cuentas no llevarnos nada, ni el cuerpo, ni el nombre, ni ser apenas recuerdo, para quienes nos queden como deudos con su pesar.


Pero es ese alguien en especial, en quien logramos dejar huella que mientras permanezca con vida de significado, quizás a la nuestra, que fue.


No es riqueza, reconocimiento público o la obra que nos trascienda, lo que nos hace perennes, en nuestra de por sí exigua existencia donde quisiéramos eternidad y absurda grandeza; lo que en verdad perdura de nosotros, sea en una o varias existencias posteriores, es ese halo invisible que exhalamos y logran absorber esa o esas personas que continúan el mismo devenir que una vez cada uno de nosotros tuvo.


Eso al menos…


En fin.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s