Cavilaciones.

No tenía algo que escribir hasta que de la nada apareció.

Así es el pensamiento cuando en forma caprichosa se mueve y permite todo tipo de ideas que se conjugan con sentimientos, para experimentar experiencias que se transforman en palabras, que expresan lo que se halla en lo profundo e ignoto, eso que a veces ni yo conozco y que al sacarlo en expresión escrita toma forma, desde lo abstracto, a algo que transmite y permite comunicar.

Me cuestiono porque me dialogo; algo así  como si Me desfasara y me convirtiera en dos lo que genera una especie de chispa que permite esto, lo que hago.

Y en ese vaivén se me transcurre la vida para transitar hacia donde sea.

No hay movimiento; sin embargo, todo anda, ora veloz ora lento, para ir pasando los segundos, minutos y horas, letra a letra maniobrando entre las circunvoluciones que son como laberinto y obstáculos para probarme hasta donde puedo.

Cuando volteo lo que era blanco, limpio, de a pocos se va llenando con esos signos que son dictados por el pensamiento.

Y voy a… en verdad no lo sé, solo camino a donde sea para no permanecer quieto.

En fin, meras cavilaciones… 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s