Elección

Día de votar en México.

La fiesta cívica que realmente como democracia ha sido distorsionada se transformó, convirtiéndose en un circo perverso de intereses en que el sistema político del que los partidos se han dado a la tarea de excluir a los ciudadanos se disputan en complicidad y connivencia el poder.

Pero ello no es óbice para mantenernos apartados y dejar que continúen haciendo lo que se les antoje con nuestro dinero del que disponen en un oprobioso dispendio.

Consideró que hay que acabar con la farsa de poder.

Hoy debemos ejercer el voto razonado, cada quien según sus ideas y convicciones, perdono anulando la votación, porque eso demuestra inconformidad pero en realidad no sirve para el objetivo de sacar a quienes no queremos que nos gobiernen.

Tampoco, bajo la Justificación del hartazgo dejar de votar. A nada lleva más que a conservar el statu quo de quienes rémoras del país viven a nuestra costa permitiéndolo nosotros y por ende convirtiéndonos en rehenes de quienes nos sojuzgan y cómplices de nuestra ruindad. 

A veces el voto, aunque no nos guste, no es de convicción sino de estrategia, gota a gota, para cambiar lo que no conviene al interés general.

Pero tampoco acaba la participación en este día; lo que sigue es exigir cada uno en y desde su ámbito de ejercicio profesional y ciudadano lo que nos corresponde: trabajando, haciendo lo correcto, siendo ejemplo, exigiendo, denunciando.

Una opinión.

En fin.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s