Un día después de media semana.

Es jueves, el día posterior de la media semana, la actividad ha fluido de manera exhaustiva.

Es increíble todo lo que puede acontecer en tan breve tiempo: juntas, llamadas, revisión de documentos, y entre una y otra, consultas “rápidas” que resolver en corto.

Sin ámino de auto exaltación, sino como testimonio de lo vivido, entiendo ahora el concepto “multitask” -aplicado a herramientas, pero perfectamente utilizable como adjetivo a personas- es decir, un multitareas o multifuncional, quien tiene la capacidad de realizar en forma proverbial diversas funciones en un mismo instante como si la mente pudiera concentrarse en varias operaciones al mismo tiempo (forzándola, con algunos empujones y jalones, observo que en efecto sí se puede).

Y la labor no para -afortunadamente- y de continuo se vienen las cuestiones no solo una tras otra, sino al mismo tiempo, para solución en el momento.

Es la vida laboral; aquella que de jóvenes buscamos anhelantes y que nos mantiene con la sensación grata de estar activos, a la vez que agradecidos por tener trabajo, aún con las presiones implícitas que genera la chamba.

A penas un parpadeo, un breve suspiro e inhalación profunda pero rápida, y a continuar en la brega diaria de la jornada que está siendo productiva y genera diversos resultados.

Es grato ser y sentirse útil.

Ahí la llevo…para bien, como la clásica melodía de Chuck Mangione:”Feel so good”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s