Suspiros.

Y estando tú tan ausente, solo en pensarte se me va la vida.

No porque de continuo en mi actividad diaria exclusivamente te invoque mi pensamiento, pues trabajo, como, duermo y tengo otras actividades; sin embargo, siendo la vida solo momentos que se nos quedan para irla formando, es a base de instantes en que te suspiro que se me vierte tu esencia llenando mente, corazón y cuerpo, para sobreponerme al vacío de tu ausencia.

Por tanto, no exagero, cuando te digo que se me va la vida trayéndote a mi memoria, porque me das vida, en cada instante que te pienso.

En suspiros que emergen inesperados se expresa tu ausencia.

Estoy inmerso en una situación que no me gusta, porque no se dicen las cosas tal cual son, y únicamente se mencionan comentarios, sin ton ni son.

A veces los blancos de la mente son diques que no quieren dejar que las imágenes fluyan para sacarlas y plasmar el pensamiento.

Son huecos que al vacío llevan, e impiden concretar con armonía una frase que salga coherente o de menos amable para hilar conceptos que al leerlos dejen algo; pero nada más queda papel en blanco, con espacio que deja ver la ausencia de sentimiento y razón.

He tenido muchas de las cosas que he querido y más; sin embargo, otras, ni siquiera remotamente he logrado; lo peor de todo es que  en ocasiones, sucede que no tengo mucha fuerza para continuar y quisiera sencillamente desaparecer.

Deseos de escribir para continuar algo sin ilación ni sentido. Pero continuar adelante y crear por crear, para alejar el desánimo o meramente para transcurrir el tiempo.

Quiero desearte lo mejor en estos tiempos de ausencia en que estamos distantes, no sé si más en forma física que en lo emocional.

Nuestros mundos se juntaron nuestras vidas se entrelazaron y ahora un impasse en tu ausencia que huele a olvido para continuar solo, con el recuerdo, que a la distancia se hará algo más hermoso porque así sucede cuando la memoria tiene más encanto por lo bello sucedido, que supera todos los defectos y malos momentos.

Mientras tanto, tu ausencia la acallo a suspiros.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s